QUERÉTARO, Qro., 24 de febrero de 2015.- Algunos estados mexicanos podrían incrementar su deuda hasta en 15%, muy por encima del 5% presupuestado para 2015, debido a las elecciones del siete de junio, estima la calificadora Moody’s, de acuerdo con lo publicado por CNN.

“Históricamente, los procesos electorales han exacerbado las debilidades fiscales de los estados al ser acompañados, con frecuencia, de un relajamiento en los esfuerzos recaudatorios. Al mismo tiempo, es común observar un aceleramiento en el ritmo del gasto. Dichas tendencias podrán derivar en déficits mayores a los esperados en 2015, lo cual forzará a los estados mexicanos a compensar esta situación a través de un mayor endeudamiento”, dijo la calificadora en un comunicado.

Baja California Sur, Campeche, Colima, Guerrero, Michoacán y Sonora, donde se elegirá gobernador, diputados locales, federales y ayuntamientos, son los estados señalados por tener “antecedentes de débil control de deuda durante periodos electorales”.

Nuevo León, Querétaro y San Luis Potosí, aunque es más limitado, también existe riesgo de un incremento de la deuda vinculado a las elecciones de gobernador.

La nota completa en CNN