QUERÉTARO, Qro., 25 de enero de 2015.- La Defensoría de los Derechos Humanos de Querétaro continúa recibiendo quejas de madres y padres de familia que denuncian condiciones de inseguridad e insalubridad en el Centro de Convivencia Familiar del Tribunal Superior de Justicia del estado de Querétaro, informó el organismo en su página de Facebook.




El 25 de noviembre de 2014, se hizo pública la inauguración y renovación de dicho Centro, pero después de múltiples denuncias relativas a que está cerrado; se realizó una supervisión por personal adscrito a la Visitaduría General, Coordinación de Atención a las Víctimas, madres y padres de familia agraviados.




Se certificó la ausencia de personal médico y enfermería; que las y los menores conviven en los pasillos, áreas comunes y de acceso al público de los juzgados familiares, sin medidas de protección civil necesarias, en razón de que no son sitios construidos para esa función.




Asimismo, se verificó y documentó que el espacio aparentemente inaugurado el año pasado para las convivencias citadas no ha sido utilizado y permanece fuera de servicio.




De conformidad con las facultades legales del organismo constitucional autónomo, se seguirán integrando los expedientes de investigación, para que, una vez que se tengan todos los elementos probatorios aportados por las familias afectadas y los informes de la autoridad responsable, se emita la resolución correspondiente.