CANCÚN, QRoo, 28 de noviembre de 2018.- A pesar de que por ley, el 1 de diciembre de cada seis años se considera como festivo, lo que significa que los trabajadores deben descansar por la transición del Poder Ejecutivo Federal, en Quintana Roo la mayor parte de la fuerza laboral presta sus servicios en la industria turística, lo cual obligará a los empresarios del ramo a tener que pagar al triple la jornada de sus colaboradores, al ser casi imposible dejar de prestar servicios para el turismo.

El Artículo 74 del referido marco legal menciona que el 1 de diciembre por la toma de protesta de quien será el nuevo Presidente de la República, es día de descanso obligatorio y en caso de realizar actividades laborales, los trabajadores tienen derecho a que se les pague además del salario que les corresponde por el día, un salario doble por el servicio prestado.

Lee más en Quadratín QRoo