QUERÉTARO, Qro., 14 de marzo de 2018.- El gobernador del estado, Francisco Domínguez Servién sostuvo que aún no puede descartar más contagios de gripe aviar en el estado.

Esto luego de que se registró el hallazgo de gripe aviar en la comunidad de Portezuelos, en Cadereyta, por lo que fueron sacrificadas 26 aves.

«Hay que estar muy pendientes, el virus vive mucho tiempo, hay que esperar a que se ahogue, yo no cantaría victoria, hay que tener todas las contingencias, todas las medidas sanitarias que se necesitan para este tema», sostuvo.

Explicó que en cuánto se tuvo conocimiento del virus se realizó un cerco sanitario de 10 kilómetros a la redonda por las autoridades de sanidad animal.

«Porque este virus si puede brincar y donde brinque a una granja productora de pollo a gran escala o de huevo de las grandes puede causar problemas como causó hace cinco años», apuntó.

De esta forma, garantizó que la autoridad sanitaria está en vigilancia para evitar más contagios, y por ende, que se registre una problemática de desabasto de huevo como hace cinco algo en el país.

Del mismo modo, recalcó que Querétaro es autosuficiente en carne de pollo y huevo.