Acuerdos y desacuerdos de métodos…

Este sábado se desarrolló el Consejo Político Estatal del Partido Acción Nacional donde se determinó el método de elección de su candidato a gobernador y no representó sorpresa alguna lo que previamente ya se había sugerido: por designación. Sin embargo, lo que aparentemente no va a resultar tan terso será la determinación de las candidaturas para contender por otros cargos de elección popular. Al parecer cada vez son más los panistas que consideran que el método más adecuado para ungir abanderados es el de consulta a la militancia. Un caso que merece particular atención es el del ayuntamiento de Corregidora. Visiblemente molestos, panistas de dicho municipio mostraron a Quadratín un documento que presuntamente Mauricio Kuri, ex líder de Coparmex en el Estado, ha comenzado a circular de forma rápida y extensiva. Al parecer dicho documento viene acompañado de la solicitud de suscribirlo para avalar la postulación de Kuri como candidato de unidad panista al ayuntamiento de Corregidora.

Casos como el de Corregidora pueden desatar un grave problema al interior del PAN. Incluso hay grupos, tanto de neos como de duros, que han comenzado a manifestarse con fuerza exigiendo nuevos mecanismos de elección. Este fenómeno puede generar desánimo entre los panistas de a pie y el incremento de las deserciones, pues hay abiertas manifestaciones de la militancia en contra de lo que llaman “dedazo”.

Hoy, a diferencia de otros años, los panistas que preferían resolver los conflictos a gritos al interior de sus oficinas, hoy lo hacen por donde pueden: redes sociales y denuncias públicas abiertas. En diversas conversaciones con panistas de Corregidora, se manifiesta el temor de que en el momento que se den a conocer las listas de los beneficiados por las designaciones a las diputaciones plurinominales habrá nombres de viejos conocidos que repiten y que no son aprobados por la militancia.

Es importante recordar que las designaciones unilaterales de candidatos panistas en el pasado no han dejado buenos resultados: el 5 de julio de 2009 el PAN perdió de un plumazo 64 curules en la Cámara Baja, 68 distritos electorales de mayoría, las gubernaturas de Querétaro y San Luis Potosí, 21 municipios del estado de México, en los que gobernaba a 4 millones de habitantes, y las capitales de Jalisco, Morelos y Guanajuato.

Cambiando de arena, tampoco fue sorpresa el anuncio de la coalición entre el PVEM y el PRI. Ya se veía venir, de la misma forma en la que también se perfila la adición de Nueva Alianza. Este partido que discretamente cambió de dirigente la semana pasada es completamente afín a este tipo de acuerdos. Y para no perder tiempo, en cuanto fue aprobada dicha alianza comenzaron a reunirse algunos aspirantes con la militancia para “su presentación”. Así ocurrió en Ezequiel Montes, primer municipio en el que ganó el PVEM, a donde acudió el alcalde queretano Roberto Loyola Vera, virtual candidato del PRI al gobierno del estado.
Aun cuando Loyola ha realizado giras de acompañamiento a otros municipios, llama la atención que esta es la primera que es promocionada por el PVEM.

Y tocando el tema de los escenarios virtuales, también en Centro Cívico ya comienzan a correr los rumores que señalan al síndico Luis Cevallos como el relevo del actual alcalde cuando este pida licencia en busca de la gubernatura. No solo lo “placean” más en eventos sino que hasta incluso lo dejan dirigir algunos discursos para que vaya agarrando callo.

Desaire…

Quien no mostró gran capacidad de convocatoria en el evento priísta de la Fenam en Querétaro fue la alcaldesa de León, Bárbara Botello. El evento mostró poca concurrencia y aun cuando se presumió la asistencia de muchos alcaldes, no se les vio por ningún lado. Muchos de los que llegaron abandonaron el inmueble tan pronto se retiró de la inauguración el líder nacional del PRI, César Camacho quien antes de partir aseguró que los polémicos temas que ha enfrentado el gobierno federal no serán impedimento para los abanderados tricolores logren el triunfo en las elecciones del próximo año. Con la misma contundencia, el líder nacional priista no perdió la oportunidad de dar su opinión sobre el caso Juan Pablo Rangel y sus supuestos vínculos con el PAN. Con toda certeza acusó a Marcos Aguilar Vega de encabezar una organización criminal dedicada al espionaje de varios personajes públicos y respecto al ex contralor manifestó: “Que bueno que está en la cárcel”.

Quien al parecer va en caballo de hacienda en su trayectoria para obtener una candidatura a diputado plurinominal es Francisco “Chicovel” Alcocer, secretario regional del CEN del PRI. Al parecer su gran cercanía con el Dr. Camacho y el presidente Loyola le valdrán el próximo año para continuar con su carrera política desde San Lázaro.