QUERÉTARO, Qro., 16 de junio de 2014. El secretario de Gobierno estatal, Jorge López Portillo Tostado, informó que, al parecer, la desaparición del estudiante del campus Cadereyta de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) puede deberse a una cuestión familiar y descartó que se haya tratado de un secuestro, ya que, detalló, «no hay indicadores duros».

 

«Aparentemente es un tema no relacionado con algún tipo de desaparición por secuestro, no tenemos indicadores duros que nos digan que vaya en ese sentido, si no más bien se pudiera tratar de un tema familiar, estamos por tener los datos duros de la procuraduría», explicó.

 

López Portillo Tostado dio a conocer que ya tuvo contacto personal con los familiares del joven de 21 años, particularmente con su novia y papá, quienes le dieron algunas referencias.

 

De esta forma, el secretario estatal garantizó que la Procuraduría General de Justicia (PGJ) continúa la investigación correspondiente para esclarecer el hecho.