XALAPA, Ver., 27 de mayo de 2017.- La juez de control Verónica Portilla Suazo vínculo a proceso a la ex titular de la coordinación de Comunicación Social del Gobierno del Estado, Gina Domínguez Colío; por lo que se mantuvieron las medidas cautelares de la imputación a proceso de un año de prisión preventiva además de seis meses de investigación complementaria.

Esto debido a que existen elementos de prueba que aún deben de investigarse e información para solicitar a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores en torno a las empresas “fantasma” que se habrían utilizado para desviar recursos.

El Fiscalía General del Estado, involucró a la ex funcionaria como la responsable de otorgar contratos irregulares a ocho empresas, de las cuales el SAT señala que dos son empresas “fantasma”. Se trata de las empresas Centro de Recursos de Negocios (CERENE), MORGAVER, Comercializadora MONMART, G-MAN SMART BUSINEES, CORDOCON, Corporativo RIBELLO, Comercializadora Maza de Córdoba, NEWVILLE, con las que habría desviado casi 106 millones de pesos en menos de 3 años.

En la audiencia de vinculación a proceso, el abogado de Gina Domínguez, Abraham Cerón Palafox, basó su tesis en que la Fiscalía hizo su investigación sobre la denuncia presentada por el actual coordinador de Comunicación Social, Elias Assad, que a su vez se desprendió de una auditoría que no figura en el expediente.

Más información en Quadratín Veracruz