MÉXICO, 31 DE MAYO 2017.- Para la mayoría de las mujeres el síndrome premenstrual es una parte desagradable pero llevadera del ciclo de cada mes. Pero entre el 5% y 8% de las mujeres en edad fértil, tienen síntomas tan severos que pueden llegar a ser fatales.
Laura, de 38 años, notó por primera vez que había un problema cuando tenía 17, así es la historia que detalla la BBC News.
«Un día me caí», recuerda. «Estaba hiperventilando y mi madre llamaba a los médicos para que me sedaran».
Durante la veintena Laura sufrió ansiedad y ataques de pánico. Solo podía hacer trabajos temporales porque no lograba mantener un trabajo estable.

«Cada mes me cansaba tanto que tenía que dormir 18 horas durante tres días. Empecé a tener pensamientos suicidas».
Laura tenía síndrome premenstrual severo, también llamado trastorno disfórico premenstrual (TDPM), una condición reconocida oficialmente, en la que los síntomas severos, como la irritabilidad y la depresión severa, interfieren con la capacidad de una persona para funcionar normalmente.

LEER MÁS AQUI