PUERTO MORELOS, QRoo,16 de octubre de 2021.- Una verdadera bomba de tiempo dejó la administración pasada a la alcaldesa de Puerto Morelos, Merari Tziu.

La administración pasada no solo le dejó las deudas y facturas de decenas de proveedores, a quienes no pagaron, también le heredó una nómina de sindicalizados, que incluye a altos directivos –que se supone deberían ser de confianza– y a periodistas, como el anterior director de Comunicación Social, Julio César Silva Cetina y la periodista Indira Carrillo Domani, cuyos sueldos son de nivel 14, más de 30 mil pesos mensuales.

La nómina la integran personas que trabajaron estrechamente con la ahora diputada federal, Laura Fernández Piña, cuando ella era alcaldesa de Puerto Morelos.

Más información Aquí