PACHUCA, Hgo., 2 de octubre de 2018.- La fotografía de un niño con las manos atadas y boca cubierta con cinta adhesiva causó indignación a padres de familia del prescolar comunitario CONAFE ubicado en el municipio de Yahualica, Hidalgo.

La madre del menor afectado, comentó:

«Estaba adentro de la escuela, pues ahí estaba amarrado, y me dio mucho coraje, y miedo, porque este es como si estuviera secuestrado, así como lo vi.”

Padre del menor:

“La verdad es algo incómodo, bastante incómodo porque es un niño de 5 años” … “Si le presta atención directamente a la foto pues puede apreciar que los ojitos están como con, como si estuvieran con miedo”.

Continúa en Excélsior