QUERÉTARO, Qro., 31 de octubre de 2017.- El director del Instituto Queretano del Transporte (IQT), Alejandro López Franco, reconoció fallas en el primer día de arranque del nuevo sistema de transporte Móvil QroBús.

Entre las áreas de oportunidad, destacó que se debe habilitar una línea de Internet -de las dos contratadas- para que todos los cajeros de recarga soporten el flujo de personas, puesto que ayer se sobrecargó y no se dieron abasto.
Además, destacó que debido al retraso en la capacitación de algunos chóferes no se tuvieron frecuencias en avenida constituyentes, como se tenía esperado; así como que deberán tener un mejor trato con los usuarios, para darles mayor orientación.
“Habíamos tenido en un mes de pruebas el sistema y no había ocurrido nada, pero esperemos corregir todos aquellos picos que observamos en el arranque”, apuntó.
En el tema de las tarjetas, se afirmó que la mayoría de los usuarios llegaron sin contar con ella a querer utilizar el servicio, el cual se brindó sólo el día de ayer de manera gratuita, pero a partir de hoy se pide que tengan el plástico, por lo que se intensificaron las campañas entrega en las delegaciones y plazas públicas.
Finalmente, López Franco apuntó que en el mes de noviembre se busca credencializar a más de 200 mil usuarios, y corregir errores para que QroBús opere conforme a lo planeando.