QUERÉTARO, Qro., 24 de septiembre de 2020.- Desde el pasado lunes 24 de agosto, las 55 Administraciones Desconcentradas de Servicios al Contribuyente (ADSC) y diferentes Módulos de Servicios Tributarios (MST) del Servicio de Administración Tributaria ampliaron su jornada de atención a las personas contribuyentes una hora de lunes a jueves, pasando el cierra de las operaciones de las 16:00 a las 17:00 horas.

Durante la última semana de agosto y todo el mes de septiembre, el SAT determinó una ampliación extraordinaria de la atención al contribuyente durante los días sábados, estableciendo una atención de 09:00 a 14:00 horas.

El pasado 10 de septiembre, el SAT realizó un exhorto a las personas contribuyentes que obtuvieron cita para la atención de algún servicio a que, si no les resultaba posible atenderla, la cancelaran formalmente para beneficio de otra persona contribuyente, ya que para esas fechas se registraba un porcentaje de abandono del 24%.

Desafortunadamente, en el periodo del 9 al 19 de septiembre, el porcentaje de abandono aumentó a 26%, a pesar de los esfuerzos de mayor liberación de citas con pertinencia que se realizó de acuerdo a la demanda en cada administración desconcentrada.

El próximo sábado 26 de septiembre termina el periodo extraordinario de ampliación de horarios de atención al contribuyente en todas las oficinas desconcentradas del país de los días sábados de 9am a 2pm.

El próximo miércoles 30 de septiembre finaliza el periodo extraordinario de ampliación de horarios de atención al contribuyente en todas las oficinas desconcentradas y Módulos de Servicios Tributarios (MST) entre semana de los días lunes a jueves, donde el cierre pasó de las 16:00 a las 17:00 horas.

A partir del 1 de octubre, la atención en las Administraciones Desconcentradas de Servicios al Contribuyente (ADSC) y en los MST regresa a sus horarios habituales: lunes a jueves de 08:30 a 16:00 hrs. y viernes de 8:30 a 15:00 horas.

El SAT ha realizado distintos exhortos a las personas contribuyentes a que acudan a su cita o bien, si se imposibilita la asistencia, la cancelen formalmente para que otros contribuyentes puedan utilizar el espacio de atención; sin embargo, a la fecha se tiene un abandono cercano al 30% en promedio, es decir, tres de cada diez personas contribuyentes con cita no acuden a ella.