QUERÉTARO, Qro., 27 de marzo de 2020.- Resultó necesario amonestar a los dueños de un gimnasio en Corregidora, al detectar que lo mantenían en operación pese a las restricciones impuestas ante la contingencia sanitaria Covid-19, informó el área de comunicación social del municipio.

En su mayoría, todos los negocios de Corregidora han sido responsables en cumplir con los lineamientos a que están obligados, declaró, al detallar que la amonestación se interpuso el lunes y, tras obligar a dicho establecimiento a mantener las instalaciones cerradas, no ha se generó un nuevo incidente.

Más importante que establecer multas económicas, la preocupación radica en generar conciencia para reducir los riesgos de contagio de la enfermedad, afirmó al ahondar que el cierre de gimnasios es en acato a las recomendaciones de protección que emitió el Consejo Estatal de Seguridad.

Entre los negocios que también deben permanecer cerrados, hasta nuevo aviso, se encuentran: balnearios, baños públicos, boliches, canchas, casinos, Centros de Desarrollo Infantil, centros deportivos, centros educativos y cines.

Tampoco pueden abrir clubes sociales, escuelas de música, escuelas, establecimientos con máquinas de video juegos, establecimientos de concentración o espacio cerrado que congregue a más de diez personas, guarderías, jardines de niños y teatros.

Con restricciones en horarios y afluencia se mantienen: cafeterías, clínicas, consultorios médicos, estacionamientos, expendios de gasolina y gas, farmacias, funerarias, hospitales, hoteles, mercados, misceláneas, paqueterías, pastelerías, restaurantes, sanatorios, tianguis, tiendas de autoservicio sin venta de bebidas alcohólicas y tiendas de conveniencia.