QUERÉTARO, Qro., 4 de noviembre del 2017.-La presidenta de la Defensoría de Derechos Humanos (DDH), Roxana de Jesus Ávalos descartó que en los penales de Querétaro exista tortura y extorsión entre las mismas personas privadas de su libertad.

Esto luego de que en el penal de Chiconautla, en el municipio de Ecatepec, Estado de México, se registró un motín la semana pasada donde la razón de los enfrentamientos fue que personas privadas de su libertad de varios grupos rivales intentaron asesinar a otra relacionado con actos de tortura y extorsión a otros internos.

Asimismo, reportó que en el año han hecho 80 visitas a los Centros de Reinserción Social (Ceresos), para atender las peticiones de las personas privadas de su libertad.

Sin embargo, garantizó que hasta el momento la Defensoría no ha recibido quejas de que hayan sido víctimas de extorsión o torturas por parte de otros internos.

De Jesus Ávalos reveló que el único caso que les ha llegado es el de una persona privada de su libertad en el Cereso de San Juan del Río donde él mismo se hacía heridas.

Por tal motivo, solicitaron a la autoridad que se le diera la atención psicológica y médica adecuada, pues «no estaba muy bien en esos momentos».