CIUDAD de MÉXICO., 26 de noviembre de 2016.- Con cánticos, banderas cubanas, cacerolazos y tocando las bocinas de sus autos, miles de exiliados cubanos inundaron hasta esta madrugada las calles de Miami para celebrar la muerte del líder cubano Fidel Castro.

Según información difundida por la Agencia Notimex, las escenas en el Condado-Miami Dade, donde residen casi dos millones de cubanos, eran también de celebración y emoción a flor de piel en zonas como La Pequeña Habana, Hialeah, Westchester y Kendall.

“!Pa’rriba, pa’ bajo, Fidel pal’ carajo!”, coreaba la multitud frente al icónico Café Versalles de la Pequeña Habana, que después de décadas de falsas alarmas, esta vez era testigo de la muerte real.

 

Nota de Quadratin Michoacán