QUERÉTARO, Qro. 14 de julio del 2016.-El alcalde de Corregidora Mauricio Kuri anunció que la demarcación se encuentra actualmente en alerta amarilla, esto derivado de las fuertes lluvias que se registraron la tarde-noche del miércoles, por lo que anunció que más de 300 elementos de seguridad y protección civil estarán pendientes de las condiciones climáticas de la demarcación.

«Hoy tenemos una alerta más fuerte porque ya tuvimos una lluvia muy pesada el día de ayer, y si la hoy viene muy cargada se pudieran llenar todos los drenajes del municipio por lo que estamos muy atentos a la lluvia que se espera esta tarde, ya que si nos da tiempo de que baje el nivel que se tiene actualmente no habrá muchos inconvenientes».
De acuerdo con el alcalde la precipitación del miércoles género en un lapso de tres horas una acumulación de agua de hasta 25 milímetros en varias colonias del municipio, situación por la cual se iniciaron desde ayer trabajos preventivos en todos los drenes y alcantarillas del municipio.
«Nos llegó históricamente en media hora más de 30 centimeteos en algunos puntos del municipio, por lo que tuvimos que responder varios problemas, no tuvimos afectaciones a casa de habitación, sin embargo si tuvimos varios encharcamientos en vialidades, en Pirámides tuvimos parada la vialidad porque no pudieron pasar los coches, pero eso se arreglo inmediatamente».
Asimismo se tiene confirmado que los drenajes del municipio se encuentran a una capacidad importante, situación por la cual temen que en las lluvias que se pronosticaron para este jueves puedan haber afectaciones en el
Municipio, principalmente en colonias bajas de la demarcación.
«El día de hoy tuvimos una reunión con todo el gabinete para tomar previsiones por el río, para verificar que acciones tomar en la parte baja de Corregidora, de Tejeda y que todas las secretarías estuvieran atentas para las precipitaciones pluviales que se esperan en las siguientes horas, estuvieron involucradas en esta reunión la Secretaría de Gobierno, Protección Civil, Servicios Públicos, Desarrolo Social y Obras Públicas».
Las colonias más afectadas por esta iniciación fue Pirámides, el Milagrito, la parte baja de Tejeda así como la calle de Gallegos que tuvo muchos encharcamientos, además que la entrada a Pirámides y el Camino a los Olvera se tuvo que cerrar en un carril para realizar trabajos de mantenimiento.