CIUDAD DE MÉXICO., 15 de marzo de 2018.- A algunas de las personas arrestadas en la etapa inicial de la investigación sobre la desaparición de 43 estudiantes de Ayotzinapa, ocurrida en 2014, se les habría detenido arbitrariamente y torturado; además, estas graves violaciones fueron objeto de investigaciones inadecuadas e incluso de encubrimiento, revela un informe publicado este jueves por la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH). Informa Aristegui Noticias.

Son las fichas médicas de los detenidos las que revelan numerosas lesiones, además de que la ONU entrevistó a autoridades, detenidos y testigos.

“La Oficina cuenta con fuertes elementos de convicción para concluir que al menos 34 de esas personas habrían sufrido torturas“, señaló el documento titulado “Doble injusticia– Informe sobre violaciones de derechos humanos en la investigación del caso Ayotzinapa”, el cual analiza información sobre 63 personas de un total de 129 imputadas en relación con la desaparición de los estudiantes.

El informe señala que hubo “un modus operandi prácticamente uniforme en la manera en que las personas habrían sido detenidas arbitrariamente y torturadas para extraerles información o confesiones, y en las demoras significativas en su presentación formal ante el Ministerio Público, lo que a menudo las dejó fuera de la protección de la ley”.

Lee más aquí