El Gobierno mexicano busca estimar los ingresos de las 8.500 asociaciones religiosas registradas ante Gobernación

MÉXICO, 4 de febrero 2016.- Las iglesias de México tendrán que rendir cuentas ante el fisco. El Servicio de Administración Tributaria (SAT) ha anunciado que a más tardar en junio de este año las organizaciones religiosas deberán mostrar su contabilidad al Gobierno mexicano. Las iglesias que están registradas ante la Secretaría de Gobernación (Interior) están obligadas a entregar en formato electrónico sus cuentas, reporta El País.

En 2014, el Congreso mexicano reformó las leyes fiscales y determinó que todas las instituciones religiosas deberían abrir sus libros contables a partir de 2015. El año pasado, la agencia tributaria no exigió el trámite y comenzó la transición con algunas de las iglesias, sin embargo este año todas deberán cumplir con su declaración fiscal.

“Como todos los contribuyentes en el país, las organizaciones religiosas van a empezar a cumplir con ciertas obligaciones . Por ejemplo, registrar en medios electrónicos la contabilidad de sus ingresos y para que también empiecen a utilizar la factura electrónica”, explicó Aristóteles Núñez, jefe del SAT.

Ante el Gobierno mexicano están registradas unas 8.500 organizaciones religiosas. El SAT busca estimar los ingresos que las iglesias obtienen y controlar que sus ingresos no estén relacionados con actividades ilícitas. Núñez ha insistido en que el Estado no busca obtener recursos a través de estás organizaciones, pero que sí desean conocer la procedencia de sus ingresos.

Leer más en El País