QUERÉTARO, Qro., 15 de julio de 2014.- El obispo de la Diócesis de Querétaro, Faustino Armendáriz Jiménez, exhortó a las autoridades de los municipios afectados por las fuertes lluvias de las últimas semanas a que apoyen a los ciudadanos que perdieron sus pertenencias a causa de las inundaciones y la entrada de agua a las viviendas.

 

«Se debe mirar a la comunidad, sobretodo a los asentamientos humanos que son los más vulnerables, además se debe propiciar asentamientos fuera de zonas de riesgo y apoyar en lo que más se pueda a los queretanos que resultaron afectados», dijo.

 

Afirmó que las inundaciones son responsabilidad de las autoridades porque se permitió construir en zonas de riesgo, por ello las autoridades deben revisar cada permiso de construcción.

 

Asimismo pidió a las autoridades del estado que realicen una revisión integral de los drenes, cuerpos de agua e infraestructura hidráulica de la zona metropolitana para evitar incidentes que puedan aumentar las pérdidas de los queretanos.

 

«Se debe mirar hacia el futuro y hacer las cosas bien, con materiales de calidad, previendo situaciones que se puedan dar en el futuro y no subestimar la situación de los cambios climáticos, que son consecuencia del hombre».