Esa podría ser la sanción para la joven que mintió al declarar que había sido violada, para no ser regañada por sus papás porque no llegó a dormir

QUERÉTARO, Qro., 4 de febrero del 2016.- De tres meses a tres años en prisión podría pasar la joven de la colonia la Loma que mintió al declarar que había sido violada, para no ser regañada por sus papás porque no llegó a dormir a su casa.

La magistrada presidenta del Tribunal Superior Justicia (TSJ), Consuelo Rosillo Garfias informó que en Querétaro por el delito de falsedad de declaración ante la autoridad, la sanción sería de tres meses a tres años en prisión y una multa de 50 salarios mínimos.

«Es de tres meses a tres años de prisión el delito de falsedad y 50 de días multa (…) si ella comparece ante el MP y está señalando un delito, es falsedad ante la autoridad, ahí tenemos que verificar si fue protestada para conducirse con verdad, son varias las cuestiones, por eso darle una opinión sería irresponsable de mi parte porque no tengo conocimiento cómo se haya elementado la averiguación por falsedad», explicó.

Rosillo Garfias expresó que la joven tendrá que seguir el proceso y que el TSJ analizará en que términos se le acusa por parte de la PGJ.

«Para ver si fue a cuestionamiento, si fue que voluntariamente ya acudió, son diferentes supuestos, tendría que revisar cómo viene la consignación», indicó.

Asimismo, la magistrada presidenta destacó la necesidad de que en estos tiempos los papás sean muy cuidados con sus hijos, así como infundir en ellos los valores como la verdad.

«La problemática hoy por hoy es que los papás nos hemos vuelto muy amigos de los hijos y como somos muy amigos de los hijos, a veces no somos cuidadosos con nuestros hijos y no sabemos a que hora llegan a casa o si se fueron sin permiso tratan de justificar los jóvenes con alguna mentira y a lo mejor no ven el alcance de la familia, es cuestión de intervención familiar», concluyó.