QUERÉTARO, Qro., 11 de diciembre de 2014.-El coordinador general de La USEBEQ, Jaime Escobedo Rodríguez, informó que fortalecieron el filtro escolar en las centros educativos de Querétaro, para que alumnos enfermos de gripa no entren a clases, y así, evitar que contagien a sus compañeros.

«Es decir, hay un maestro siempre en la entrada de las escuelas revisando que los chicos no estén enfermos, si están enfermos inmediatamente les decimos a los papás que no lo dejen en la escuela», acotó.

Escobedo Rodríguez recomendó a los padres de familia que en caso de que sus hijos estén enfermos los lleven al médico y preferiblemente se quede en casa los días que sea necesario hasta que se recupere.

«De ser posible que contacten al maestro para algún trabajo, alguna tarea que pueda hacer el niño, el joven en la casa», añadió.

Asimismo, el coordinador general de la USEBEQ aseguró que no se han suspendido clases en Querétaro por las bajas temperaturas.