QUERÉTARO, Qro., 14 de marzo de 2014.- Luego de que el pasado fin de semana el taller eléctrico que se vio vinculado, supuestamente, con detonaciones de arma de fuego realizadas en contra de un vehículo Mustang, abriera otra vez sus puertas; a través de su cuenta de Twitter, el titular de la Dirección de Inspección en el municipio de Querétaro, Fernando Goyeneche, informó que dicho establecimiento violentó los sellos de clausura.

QUADRATÍN Querétaro informó el pasado domingo que el taller eléctrico ubicado en avenida Zaragoza, cerca del conocido “Tanque”, abrió sus puertas y retiró los sellos de clausura, luego de que fuesen colocados dos semanas antes, cuando se informó que no contaban con la licencia, ni con los papeles en regla.

Este miércoles, Fernando Goyeneche informó a través de su cuenta en Twitter (@LicGoyeneche) que la clausura aún continuaba; se violentaron los sellos impuestos al negocio, por lo que se procedió a colocar nuevos.

“Les comento que ya fue atendido, se procedió a infracción (…) efectivamente la clausura aún permanece por lo que realizáremos el resellado (…) ”, afirmó.

Fue el pasado 24 de febrero, cuando se escucharon detonaciones en avenida Zaragoza, lo cual dio pie a una persecución que terminó en la calle de Ejército Republicano en la colonia Carretas.

Se mencionó en su momento que los hechos ocurrieron en dicho taller eléctrico, donde el personal disparó al vehículo en el que se trasladaban tres personas, quienes -según versiones extraoficiales- se identificaron como agentes de la Procuraduría General de la República.

Anteriormente, en redes sociales usuarios denunciaban supuestas agresiones y amenazas por parte de los trabajadores, así como la vinculación con un supuesto Policía Estatal, quien –de acuerdo a la publicación- prestaba su arma para que los trabajadores la usaran para intimidar a los clientes que estuvieran inconformes con los costos que manejaban en el taller eléctrico.