QUERÉTARO, Qro., 13 de enero de 2021.- Los antros ya no pueden sobrevivir más tiempo, el 80% de ellos está en quiebra, por lo cual entre las propuestas que se realizan a las autoridades para que se les permita volver a abrir se encuentra el compromiso de los empresarios de realizar pruebas rápidas a todos los clientes para autorizarles el ingreso.

Emilio Lugo García, presidente de la Asociación de Empresarios y Trabajadores de Bares, Discotecas y Centros de Entretenimiento en Querétaro, indicó que existen diferentes opciones, que van desde instalar carpas afuera de los negocios, con total respeto a la sana distancia, a hasta realizar las pruebas en la gente sobre sus vehículos.

En este último caso, si alguno de los que está sobre el vehículo sale positivo a Covid 19, se negaría el acceso a todos los ocupantes, además de indicarles que deben mantener el aislamiento correspondiente.

A los antreros se les ofrece la prueba rápida a 230 pesos, por lo que podrían buscar patrocinios o solicitar que ese sea el costo de entrada.

Indicó que el sector busca opciones para evitar desaparezcan los 8 mil empleos directos que representa y que para abrir forzosamente requieren hacerlo en horarios nocturnos.