ACÁMBARO, Gto., 25 de mayo 2020.- Alejandro Tirado Zúñiga, presidente municipal de Acámbaro, dijo que él no fue detenido por elementos de la policia de El Marqués, sino sus escoltas

Incluso, aseguró que Querétaro es un “estado muy cerrado, muy conservador” y parece que no respeta el permiso que otorga la Sedena para la portación de armas, porque en otros estados no han tenido ningún problema al tener la licencia colectiva, detalla El Sol.

Tirado Zúñiga dijo que cuando viaja a Querétaro lo hace en otra unidad acompañado de su esposa, sus hijas, un chofer y el jefe de escoltas.

Dijo que tres de sus escoltas quienes fueron asegurados por portación de armas de grueso calibre, tienen los permisos correspondientes.

“A mí no me detuvieron, hubo una revisión a mis escoltas, están aclarando la procedencia de las armas”.

Sin embargo, a decir el presidente municipal, los tres hombres que iban a bordo de la camioneta blanca tipo Taho que pertenece al municipio, eran sus escoltas, quienes permanecen en la Fiscalía de Querétaro para aclarar la portación de las armas, así como que el vehículo ya había sido devuelto al municipio; en tanto las armas serán enviadas al Ministerio Público Federal para que ahí se resuelva la situación.

«Todo se está llevando a cabo en la FGR y el día de hoy tenemos que presentar licencias colectivas».

Los escoltas fueron asegurados en una gasolinera en el anillo Vial Fray Junípero Serra, a donde llegó el alcalde a identificarlos.