SAN LUIS POTOSÍ, SLP., 22 de marzo de 2020.- Ante la declaratoria de pandemia del Covid 19 por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS), acudir a eventos masivos dejó de ser una opción, a fin de evitar el contagio, lo que ha traído efectos negativos a la industria del entretenimiento.

Como medida de contención, Hollywood tomó medidas drásticas y retrasó los estrenos de películas que se esperaba que fueran taquilleras, lo que además podría traer pérdidas millonarias.

007. NO TIME TO DIE

El filme que traería de regreso a James Bond, y que sería la despedida de Daniel Craig como uno de los detectives más conocidos del mundo, fue la primera en anunciar que retrasaría su estreno. En un inicio se tenía planeado su lanzamiento para el 10 de abril de este año, pero se pospuso para el 12 de noviembre en Reino Unido, y en seguida para el resto del mundo.

PETER RABBIT: THE RUNAWAY

El 10 de marzo Sony Pictures anunció que retrasaría la segunda parte del travieso y desobediente Peter Rabbit. Sería estrenada en Reino Unido el 27 de marzo, ahora habrá que esperar hasta el 7 de agosto.

A QUIET PLACE. PART II

A través de su cuenta de Instagram, el director y guionista del thriller anunció que retrasaría la llegada de la secuela de A Quiet Place, película que fue todo un éxito en 2018 al recaudar en la taquilla mundial más de 340 millones de pesos. No dio nueva fecha.

FAST AND FURIOUS 9

Horas después de anunciar el retraso de A Quiet Place, la saga de Fast and Furious se sumó a la lista y el estreno previsto para el 22 de mayo, será hasta el 2 de abril del 2021.

Lee más AQUÍ