NUEVA YORK.

El fondo de compensación para víctimas de los ataques del 11 de septiembre de 2001 se está agotando, y por ello recortará los pagos futuros entre 50 y 70 por ciento, anunciaron ayer funcionarios.

La encargada especial del Fondo de Compensación para Víctimas del 11 de Septiembre, Rupa Bhattacharyya, dijo estar “dolorosamente consciente de la injusticia de la situación”, pero subrayó que entregar algunos recursos a cada reclamo válido es preferible a dejar con las manos vacías a algunos reclamantes legítimos.

Me sería imposible atenerme a un plan que al final del día dejaría sin compensación a algunos reclamantes», declaró Bhattacharyya.

Casi 40 mil personas han presentado reclamaciones al fondo federal destinado a personas con enfermedades que posiblemente derivaron de haber estado en la zona del World Trade Center, el Pentágono o Shanksville, Pensilvania, después de los ataques terroristas de 2001 en esos lugares, y unos 19 mil de esos reclamos están pendientes de resolución.