CIUDAD DE MÉXICO, 30 de mayo de 2020.- Desde Palenque, Chiapas, el presidente Andrés Manuel López Obrador indicó que un dato muy alentador, pese a la crisis económica mundial, es la recaudación de impuestos.

«Tenemos más de 100 mil millones de pesos de aumento, con relación al mismo periodo de enero a mayo del año pasado», cuando, siguió, fue de un billón 673 mil millones y en 2020, en estos cinco meses, fue de un billón 777 mil millones; «2.8 en términos reales, de incremento, a pesar de la crisis». Ello, gracias a que se cobran deudas a empresas y corporativos, lo cual ha permitido tener ingresos para fortalecer a la Hacienda Pública. «Walmart aceptó pagar, incluso ya lo hizo: ocho mil 79 millones de pesos, Femsa reconoció una deuda de ocho mil 790 millones de pesos e IBM se puso al corriente con 669 millones de pesos».

Destacó, en un mensaje publicado en sus redes, que la situación económica mundial no agarró mal parado a México ni lo tumbo «del todo» y vamos recuperándonos poco a poco y ejemplificó con la depreciación del peso y unas hojas de estadísticas en las manos:

«Según el dato de ayer, es de 8.9 por ciento, desde que llegamos (a Presidencia). Llegamos a tener, incluso, un peso fortalecido; se apreció el peso, hasta enero, febrero… era la moneda que más se había apreciado en comparación al dólar, pero nos pegó la crisis económica, pero ya vamos recuperándonos poco a poco».

Lee más en Quadratín México