CIUDAD DE MÉXICO, 19 de octubre de 2021.- El Partido Acción Nacional velará para que en el Presupuesto de Egresos de la Federación se destinen los recursos suficientes en la prevención, diagnóstico y tratamientos del cáncer de mama, donde la tasa de mortalidad a nivel nacional asciende a 17.9 defunciones por cada 100 mil mujeres de 20 años o más.

De acuerdo con un comunicado, y con motivo del Día Internacional de lucha contra el cáncer de Mama, el Comité Ejecutivo Nacional del PAN durante todo el mes de octubre ha iluminado su sede de rosa para que todos recordemos que este problema existe.

En el Congreso de la Unión peleará la batalla por un presupuesto justo, digno y adecuado para disminuir la brecha de desigualdad entre las mujeres, a fin de que puedan contar con diagnósticos y tratamientos de manera temprana, que eviten las altas tasas de fallecimiento que tenemos hasta el momento.

De acuerdo con un análisis de la Fundación Rafael Preciado, desafortunadamente existe opacidad desde los organismos del gobierno federal para conocer con exactitud la evolución del cáncer de mama en México. 

Algunos de los que ofrecen más transparencia es el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI), que indica que los padecimientos por tumores malignos que terminan en deceso, el 51% corresponde a una mujer y dentro del rango de 30 a 59 años, 23 de cada 100 concluirán en defunciones asociadas con el cáncer de mama. 

Es urgente contar con mejores políticas públicas que garanticen una red de soporte a las mujeres que se enfrentan con esta enfermedad, porque no solo se trata de acceder a servicios médicos suficientes, sino también garantizarles un ingreso en caso de que no puedan trabajar por continuar con sus tratamientos.

Es alarmante que una gran mayoría se encuentran en la edad económicamente activa, otras más son madres de familia y el sostén de su casa y deben enfrentar solas esta enfermedad. Por ello, es inminente que el gobierno garantice los ingresos necesarios para proveer de todo el apoyo a estas mujeres que tienen la lucha más fuerte de sus vidas.

Este presupuesto además debe estar blindado a cualquier otra emergencia sanitaria, pues con la pandemia el gobierno dejó de cumplir con su trabajo y de proveer de medicamento a mujeres, así como también a los niños con cáncer.