CIUDAD DE MÉXICO, 27 de noviembre de 2018.- El Partido Acción Nacional (PAN) acusa al presidente Enrique Peña Nieto de irresponsabilidad por una supuesta omisión ante los asuntos migratorios derivados de la atención de las caravanas de centroamericanos que se encuentran en el territorio nacional.

A cuatro días de que termine el sexenio de Peña Nieto, los panistas reprochan al Primer Mandatario dejar a su suerte a los gobiernos locales en la frontera norte, donde están arribando los migrantes.

Este domingo 25 de noviembre pasado en la frontera de Tijuana, Baja California, donde un grupo de migrantes se manifestaron en la ciudad de Tijuana, se encaminaron a la garita de El Chaparral/San Ysidro, burlaron un cerco de la Policía Federal, y sin éxito intentaron pasar a los Estados Unidos, lo que desató una histeria colectiva.

Ante la situación, algunos de los migrantes que alcanzaron a llegar hasta ese punto, se subieron al muro fronterizo y fueron repelidos por la Guardia Nacional de los Estados Unidos, que lanzaron balas de goma y gases lacrimógeno, mismas que cayeron al lado mexicano con la finalidad de repeler el ingreso de los migrantes centroamericanos a su territorio.

Por medio del comunicado 343/2018 emitido la mañana de este martes, el PAN señala que “Ejecutivo Federal ha sido omiso en ejercer sus facultades constitucionales con la caravana de migrantes, que inició su recorrido en Honduras y se ha internado en el territorio nacional, asentándose en diversas partes del país, principalmente en ciudades como Tijuana y Mexicali, en el estado de Baja California”.

“Esa irresponsabilidad por abandono de parte del Ejecutivo federal y por el avasallamiento del nuevo gobierno, han puesto en riesgo la seguridad interior y ha generado inestabilidad en las ciudades de Tijuana y Mexicali, afectando a la población que ahí radica”, puntualizan los panistas.

Acción Nacional refiere que las autoridades municipales y el Gobierno del estado de Baja California, tienen la responsabilidad primaria de velar por sus gobernados, por lo que han coadyuvado de forma subsidiaria con este fenómeno migratorio. Sin embargo, el PAN solicita al presidente Enrique Peña Nieto y al Gobierno electo, encabezado por Andrés Manuel López Obrador:

Primero. Que asuma plenamente sus funciones constitucionales en materia migratoria.

Segundo. Que salvaguarde la seguridad y la integridad de las personas que habitan en las ciudades de Tijuana y Mexicali, así como en otras zonas fronterizas que están padeciendo este mismo fenómeno migratorio.

Tercero. Que se imponga el Estado de Derecho y que empiece por cumplir con las responsabilidades constitucionales que le corresponden, para evitar conflictos sociales, vandalismo, afectación a la integridad física de las personas o, inclusive, lamentables pérdidas de vidas humanas; garantizando la plena vigencia de los derechos de los habitantes que radican en las localidades y que han sido afectados por dicho fenómeno migratorio.

Cuarto. Que provea lo necesario para garantizar la plena vigencia de los Derechos Humanos de los Migrantes, al tiempo que otorgue los apoyos indispensables a sus funcionarios federales, específicamente incremente el número de agentes migratorios y al mismo tiempo, de manera transitoria, se les proporcione la debida manutención y salvaguarda a quienes integran la mencionada caravana.

Lee más en Quadratín México