QUERÉTARO, Qro., 1 de febrero de 2018.- Ernesto Luque, aspirante al senado de la república por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) descartó que exista una campaña en su contra por parte de algunos militantes que buscan el mismo cargo.

Y es que en redes sociales se ha cuestionado la trayectoria del exdelegado de Sedesol en Querétaro, contra la de sus contrincantes como Braulio Guerra y Hugo Cabrera, por lo que dijo no visualizar un ataque en busca de la candidatura.

“No lo percibo así, no debería ser así”, sentenció el aspirante.

En este sentido, se dijo respetuoso del proceso interno del partido, el cual debe salir en unidad, ante los jaloneos de militantes por buscar el registro como candidatos.

“Es un proceso que sigue abierto, es un proceso que hay que esperar a que termine, y en este sentido estaremos respetuosos de las instancias y posterior a lo que se diga en las comisiones de trabajo”, agregó.

Ernesto Luque se registró como aspirante al Senado, y entre los últimos cargos que ha ostentado destaca el encabezar las delegaciones del IMSS y Sedesol en los recientes años.

Al cuestionarlo sobre si esta situación sería motivo de división dentro del Partido Revolucionario Institucional en Querétaro, Luque prefirió reservarse su respuesta y concluyó la entrevista.