NUEVA YORK, EU., 11 de mayo de 2018.- Un grupo de estudiosos de la Universidad de Stony Brook (estado de Nueva York, EE.UU.) ha determinado hasta qué punto el suelo lunar es dañino para los tejidos humanos y de otros mamíferos: cerca de 90 % de las células pulmonares humanas y neuronas de ratón de laboratorio utilizadas en su experimento murieron al ser expuestas al contacto con partículas que forman la capa de polvo de la Luna. Informa RT.

Para estos experimentos, realizados el año pasado en la Tierra, no se utilizaron muestras de roca lunar traídas por las misiones Apolo de la NASA, sino suelos simulados, compuestos de las mismas partículas que los originales. No obstante, incluso en pequeñas cantidades, el polvo lunar es tóxico y potencialmente mortífero, reveló el estudio, cuyos resultados recoge un artículo publicado en la revista GeoHealth.

La Luna no tiene atmósfera, recuerdan los científicos. Por eso su suelo es constantemente bombardeado por partículas cargadas, provenientes de las capas superiores del Sol, que proporcionan a la corteza lunar una potente carga electrostática. Y una de las consecuencias es que el polvo abunda en radicales libres.

Lee más aquí