BOLIVIA, 14 de noviembre del 2016.- Un joven fue linchado el sábado en la localidad boliviana de Reyes, situada en el departamento de Beni, después de ser acusado de violar y asesinar a una niña de cuatro años, según han informado este domingo los medios locales.

El alcalde de Reyes, José Roca, ha indicado que el joven fue detenido por la policía tras el suceso y confesó su culpabilidad durante el interrogatorio. Unas 250 personas irrumpieron en la comisaría y sacaron al arrestado a la calle. Le agredieron y le ahorcaron en la plaza principal.

Roca ha resaltado que los ocho agentes presentes en la localidad «no pudieron hacer nada» y ha agregado que un sacerdote intentó impedir sin éxito el linchamiento. «Este pueblo educado, cristiano católico, nunca había visto un hecho así, ha sido un día negro», ha remachado el alcalde,según recoge el diario boliviano La Razón.