QUERÉTARO, Qro., 27 de febrero del 2017.- José Luis Aguilera secretario de Trabajo del estado aseguró que la huelga que se tiene pactada para el próximo primero de marzo a las 12:01 solo será determinada por los estatutos del SUPAUAQ, por lo que la autoridad laboral se mantendrá respetuosa de estas determinaciones.

«Tengo dos emplazamiento reconocidos en la Junta Local, dos emplazamientos a los que debemos dar respuesta, la Junta está llevando las audiencias correspondientes, ya que los dos sindicatos hoy van a la Asamblea y los dos tienen derecho llevar a cabo su emplazamiento para estallar o no la huelga, y vamos a ser respetuosos de los que defina el patrón y los trabajadores de la institución».

De acuerdo con el Secretario del Trabajo, pese a que una Asamblea General Extraordinaria votó por aceptar la propuesta salarial y contractual del rector y con ello no irse a huelga, actualmente Saúl García es el que tiene la toma de nota por parte de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, por lo que será lo que su asamblea determine lo que procederá.

«Los estatutos del SUPAUAQ si mencionan como se toman la desiciones, y si el SUPAUAQ determina que se tiene que tener un requisito explícito para hacer la Asamblea, entonces en ese sentido se hace válida… si no se reúne el requisito la Asamblea no es válida, ellos tienen que cumplir ese requisito…El tema es que la Asamblea es la que decide si hay o no huelga».

De acuerdo con los estatutos del SUPAUAQ en su capítulo noveno artículo 94, la huelga solo podrá ser decretada por la Asamblea General en Sesión Ordinaria o Extraordinaria con el voto afirmativo de dos terceras partes de sus integrantes que al día de hoy superan los mil 800 agremiados.

Cabe destacar que la huelga puede ser calificada como improcedente si después de haberse estallado la, las autoridades laborales acuden a la universidad para verificar que se hayan cumplido con todos los requisitos que exige la ley, estos no se hayan cumplido a cabalidad.

«La asistencia de las guardias es un requisito indispensable para calificar como procedente la huelga, además que se cierren todas las instalaciones de la universidad, estas disposiciones se encuentran en la Ley Federal del Trabajo y son las que establecen todos los requisitos».

Por último refirió que en caso de que maestros y alumnos decidieran no salir de las instalaciones de la UAQ y continúen dando clases, se caería en una «intromisión a la ley» y podrían hacerse acreedores a una sanción.

«Si los maestros no se quieren salir es una intromisión a la ley, es una violación a la ley federal del trabajo, nunca se ha dado ese caso, solo se dio en Michoacán y depender del secretario general, se dejará una característica y Saúl García puede tomar medidas, porque es una determinación de la Asamblea del SUPAUAQ quien toma esta determinación».