QUERÉTARO, Qro., 10 de enero de 2019.- El Chimuelo, un periquito, mascota de un niño chileno, murió y su dueño decidió darle una despedida digna. Sin embargo, el perro, llegó justo en el momento en el que se le daba sepultura.

El menor, al ver que su mascota acabaría en la barriga del can, decidió salvarlo y sacarlo de los colmillos del perro. En otro video se ve al menor con su periquito «con un poco de baba», pero ya listo para regresar a la tierra. El video de las pompas fúnebres de Chimuelo se hizo viral.

Con información de Milenio