CIUDAD DE MÉXICO, 31 de mayo de 2018.- Ante el anuncio de los Estados Unidos en el que se imponen aranceles al acero y aluminio, México revira con gravar otros productos para tratar de contener una afectación.

La medida impuesta por el gobierno del Donald Trump supone tarifas de 25 por ciento para el acero y del 10 por ciento para el aluminio procedentes de tres de los socios comerciales de Washington.

Wilbur Ross, secretario de Comercio Estados Unidos anunció que la Unión Europea (UE), Canadá y México deberán pagar aranceles tanto por el acero como el aluminio, y entrarán en vigor a la medianoche, comenzando este mes de junio.

Al respecto, la Secretaría de Economía (SE) informó por medio de un comunicado que ante los aranceles impuestos por EU, México impondrá medidas equivalentes a diversos productos como aceros planos, lámparas, piernas y paletas de puerco, embutidos y preparaciones alimenticias, manzanas, uvas, arándanos, diversos quesos, entre otros.

“El gobierno de México reprueba categóricamente las medidas proteccionistas en acero y aluminio anunciadas por EUA, y responde de manera inmediata con medidas equivalentes a una lista de productos de ese país”, señaló por su parte Luis Videgaray Caso, secretario de Relaciones Exteriores de México.

“México ha indicado en reiteradas ocasiones que este tipo de medidas bajo el criterio de seguridad nacional no son adecuadas ni justificadas”, señaló la SE en el escrito.

“El acero y el aluminio son insumos que contribuyen a la competitividad de varios sectores estratégicos y altamente integrados en América del Norte, como el automotriz, aeroespacial, eléctrico y electrónico, entre otros. México es el principal comprador de aluminio y el segundo de acero de Estados Unidos”, agregó  la dependencia federal.

Más información en Quadratín México