QUERÉTARO, Qro., 24 de abril de 2020.- Abigail Arredondo Ramos, coordinadora del grupo legislativo del PRI, consideró que el decreto presidencial es populista y que podría fomentar la corrupción, esto al hablar de la disminución de hasta 25% en el sueldo de los funcionarios federales de primer nivel, reducción que también impactaría, aunque en menor medida, a los funcionarios de menor grado.

El gobierno federal debería enfocarse en planear propuestas reales que estén enfocadas en salud y economía.

Si en realidad se quisiera generar ahorros en nómina, debería realizarse un estudio profundo para conocer cuáles son las plazas que realmente no se requieren y expulsar a los aviadores.

“El señor Presidente, que tuviera soluciones mucho más macros, mucho más ambiciosas, y no salir, como siempre, a decir de manera popular, que va contra los funcionarios, que luego no se queje que esos funcionarios son corruptos”

Se trata de una medida que va en contra de las que se fomentan en todos los países, respecto a que los funcionarios con toma de decisiones de alto impacto tengan sueldos no malos.

“Uno, porque al final, son de confianza y son muchas las decisiones que toman y dos, principalmente, que no haya pretexto de que tuvieran que estar tomando cosas ajenas, esta es la justificación da muchos pases -para- que puedan tener salarios buenos”.

Da coraje, agregó, que rechaza eliminar proyectos innecesarios para re destinar ese dinero a acciones indispensables a favor de la población.