QUERÉTARO, Qro., 29 de septiembre de 2020.- Extrabajadores de la empresa Farmaqro, ubicada en el Parque Industrial Benito Juárez, denunciaron que fueron despedidos de manera injustificada, por lo cual, realizan una manifestación al exterior de la planta, para exigir se respeten sus derechos laborales y liquidaciones justas.

El secretario general del sindicato sección 194 de Querétaro, Juan Miguel Silva Orozco, dio a conocer que el viernes pasado y este lunes la empresa, a través de un bufete externo de abogados, dio de baja a 27 trabajadores de planta, sin notificarle al sindicato nacional y local con la explicación de que no podían mantener a los trabajadores por motivo de la contingencia sanitaria.

“Contrataron a un bufete de abogados externo para despedir a la gente y amedrentarla, los directivos no se presentaron a dar la cara; exigir nuestros derechos y una liquidación justa”, sostuvo.

No obstante, reveló que desde que inició la contingencia sanitaria esta empresa no dejó de laborar debido a que pertenece al sector farmacéutico y este ramo siempre fue considerado como esencial.

Señaló que, por ejemplo, a personas hasta con 35 años de antigüedad, les ofrecen 120 mil pesos de liquidación, cuando por ley les corresponden hasta 600 mil pesos.

Aunado a ello, informó que antes de estos despidos, la empresa ya está emplazada a una huelga y el estallamiento el 15 de octubre, pero incumplen con un preacuerdo entre la empresa y el sindicato para mantener la fuente de empleo.

“Desde julio del 2019 se nos adeudan bonos de productividad, fondos de ahorro, primas vacacionales, más todo lo que va de este año, vales de despensa, otros bonos de productividad, y ahorita quieren pagar como si tú renunciaras, no están dando una liquidación nu sea, nos pidieron un dinero en la mesa, pero no es ni el 25 por ciento de lo que corresponde a una liquidación formal, ni mucho menos están pagando todos los adeudos que tienen con nosotros”, enfatizó.

Por lo que, estimó que Farmaqro entre ello y las liquidaciones que les corresponde por ley a los trabajadores que se dio de baja, adeuda un aproximado de cuatro millones de pesos.

Aunado a ello, confirmó que se presentará una demanda colectiva por despido injustificado contra la empresa ante la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje.

Esta empresa es representada por el Sindicato Nacional de la Industria Química, Petroquímica, Agroquímica, Energía y Gases, afiliado a la CTM.