QUERÉTARO, Qro., 15 de noviembre del 2016.- La Defensoria de los Derechos Humanos de Querétaro emitió una recomendación al gobierno del estado y su titular, Francisco Domínguez Servién, para dar solución a una denuncia en contra médicos del Hospital General, quienes derivado de una mala práctica, amputaron el pie a un ciudadano, quien había acudido al nosocomio por un problema abdominal.
El ombudsman Miguel Nava Alvarado indicó que estos hechos se suscitaron en el 2015, cuando el afectado acudió al Hospital General de Querétaro para que lo operarán de un problema que tenía en la zona abdominal por cálculos vesiculares, sin embargo derivado de una mala práctica médica, resultó con diversas lesiones, lo que causó la pérdida de su pierna y la extracción del 70 por ciento del intestino delgado.
Ante esta situación el afectado acudió al Hospital General una vez que concluyó su periodo de convalecencia para exigir una explicación de los hechos, sin embargo las autoridades del nosocomio se exculparon y no le dieron mayor atención al afectado, por lo que se acude a la Defensoria de los Derechos Humano a solicitar apoyo.
En la investigación de la Defensoria se revisa el expediente del afectado, sin embargo se localizan omisiones y falta de profesionalismo en la atención, además que el expediente se encuentraba incompleto y no tenía datos como los nombres de los doctores que hicieron la operación; además que en la revisión de la Fiscalía General también se omitieron datos importantes de este caso.
Cabe destacar que ante estas omisiones por parte de nosocomio los afectados acudieron a la Comisión de Arbitraje Medico del Estado de Querétaro para levantar una denuncia, sin embargo esta dependencia también omitió iniciar el procedimiento, por lo que la Defensoria emitió recomendaciones hacia el Hospital General para que realicen la reparación del daño que realizaron a las victimas, que se les de atención psicológica a los implicados, que se impulse el procedimiento administrativo en contra de los médicos implicados, además que se capacite al personal de la Secretaría de Salud en temas de atención al usuario y administrativos.