MORELIA, Mich., 30 de abril de 2021.- Mientras la ferviente mujer narra el recorrido de la gigante imagen de la Virgen de Guadalupe y agradece a la morenita del Tepeyac, un inesperado accidente hace que su léxico y actitud cambié bruscamente de la fe a la maldición, de la decencia a la grosería.

El suceso ocurrió hace unos días en las carreteras del Oriente michoacano, cuando una dama graba el periplo de la guadalupana de Contepec hasta Buenavista.

Mientras agradece y recuerda que la virgen es quien intercede por todos nosotros ante Dios para que se cumplan los milagros, una camioneta avanza sobre la carretera de Tungureo portando el enorme cuadro que guarda la imagen de la virgen.

De repente, una ráfaga inesperada de viento derriba el cuadro y la voz afable cambia al grito del dolor.

“¡Se los dije! ¡Se los dije, hijos de su puta madre!”, se escucha, mientras se para la caravana y la agitada mujer se dirige hacia la camioneta. “¡Te lo dije Alejandro!”, volvió a gritar la mujer, mientras pedía perdón a la inmaculada.

Más tarde, se supo que el conductor era Alejandro Maldonado Bermúdez, candidato del PRI a la primera regiduría por el municipio de Contepec.