MÉXICO, 30 de noviembre del 2016.- En América Latina, 17 por ciento de los jóvenes se encuentran desempleados. Uno de cada tres vive en pobreza y uno de cada 10 en pobreza extrema. Debido a su falta de preparación, seis de 10 se ven obligados a aceptar empleos en la economía informal o sectores de baja productividad, lo que suele implicar malas condiciones de trabajo, bajos salarios y desprotección de sus derechos laborales, informó La Jornada.

Esto fue señalado ayer durante la inauguración del encuentro internacional Políticas de juventud y desigualdades en América Latina, que organizaron agencias de la Organización de Naciones Unidas (ONU), en colaboración con los gobiernos federal y de la Ciudad de México.

Más información AQUÍ