Cada tractor cuesta al menos 200 mil pesos, el costo promedio de una cabeza de ganado es de 40 mil pesos, de manera que estos delitos afectan severamente a los productores del campo

QUERÉTARO, Qro., 17 de enero de 2016.- El delito de abigeato se mantiene porque no se hace nada al respecto, ya que el año pasado se robaron tres tractores agrícolas en la zona de San Juan del Río-Escobedo y hubo al menos 20 casos de robo de cabeza de ganado, denunció la Comisión de Desarrollo Agropecuario de la Legislatura local.

La representación de esta comisión advirtió que cada tractor cuesta al menos 200 mil pesos y el costo promedio de una cabeza de ganado es de 40 mil pesos, de manera que estos delitos afectan severamente a la sociedad; sobre todo a los productores del campo.

“No hay vigilancia muy puntual o ha habido demasiada confianza de la autoridad para efecto de que estos facinerosos le den rienda suelta. Pareciera que se calma una temporadita, pero vuelve a reincidir y es porque no se ha estado haciendo nada al respecto.”

De acuerdo con la Comisión de Desarrollo Agropecuario de la Legislatura local, una posible solución será cambiar las leyes para que el delito se persiga de oficio en la entidad, toda vez que hoy se requiere de una denuncia para actuar y detener a los responsables.

El delito se concentra en los municipios de San Juan del Río, Huimilpan, Amealco, Pedro Escobedo, Tequisquiapan y Ezequiel Montes, donde incluso se roban los caballos que se utilizan para la actividad agrícola.

Mientras Querétaro sólo tiene las leyes pecuaria y la forestal para apoyar a este sector, otras entidades tienen hasta 13 leyes que blindan al sector primario de cualquier ilícito.