QUERÉTARO, Qro., 16 de octubre del 2013.- La entrega de todos los programas de asistencia social que dependen de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol),  deben de ser ejecutados por personal plenamente identificado, para evitar cualquier sesgo partidista o electoral, aseguró Manuel Pozo Cabrera, delegado de  la Sedesol en Querétaro.
El funcionario federal agregó que paulatinamente la Sedesol está tratando de contactar a los beneficiarios directamente, por lo que la utilización de intermediarios se verá cada vez más restringida. En ese contexto el delegado afirmó que “el cobro” para ingresar a cualquier programa de asistencia social, pretende ser erradicado de las políticas que aplica la dependencia a lo largo y ancho de la República Mexicana.

“Todos los programas del Gobierno de la República y en especial los de la Sedesol tienen reglas de operación, todos tienen el perfil del beneficiario al que va dirigido. De tal suerte que existen convocatorias, existen reglas, y todos estamos sujetos a las mismas. La entrega física según lo exige la propia ley, no puede ser utilizada con una finalidad política electoral o partidista”, resaltó el funcionario federal.

El programa Soluciones, que aplica el Gobierno Estatal, reconoció Manuel Pozo ha resultado de gran ayuda para hacer que los programas federales se apliquen con mayor agilidad y con mayor prontitud. Sin embargo dejó en claro que en todo lo que tiene que ver con el programa de la Cruzada Sin Hambre, el único responsable es la delegación de la Sedesol.

“Yo soy el único responsable de ese programa. Desde luego trabajamos de la mano con el programa Soluciones, y con una infinidad de programas municipales y siempre hemos tenido muy buena colaboración. Yo he tenido la oportunidad de platicar con otros compañeros delegados y les puedo asegurar que al trabajar con el Gobernador (José) Calzada, es mucho más fácil aplicar los programas del Presidente (Enrique) Peña”, aseguró Manuel Pozo.