ROMA, It., 26 de mayo de 2016.- El papa Francisco sorprendió en la Plaza de San Pedro con un saludo en lenguaje de señas a decenas de peregrinos del Consejo Nacional para Sordos cuya sede está en Florencia.

Según un comunicado, desde el Papamóvil antes de comenzar la Audiencia General de los miércoles, el Pontífice levantó los brazos y agitó las manos en un gesto que equivale a un afectuoso saludo en lenguaje de señas.

Fue correspondido con alegría. Al terminar la audiencia, el Santo Padre se acercó a saludar a peregrinos enfermos en la zona donde también se encontraban miembros de la Unión Italiana de Ciegos, y los encomendó al Papa San Gregorio VII, cuya fiesta se celebró ayer, para que “los aliente, queridos enfermos, a enfrentar sus momentos de sufrimiento con fe”.

La primera vez que el Papa Francisco se dirigió a los sordos en lenguaje de señas fue durante un encuentro con las familias en Filipinas cuando el Cardenal Luis Antonio Tagle, Arzobispo de Manila, le enseñó a decir “yo te quiero” y el Pontífice repitió el gesto ante un grupo de sordos.