QUERÉTARO, Qro., 1 de agosto de 2014.- Con el fin de contar con un ambiente tranquilo y familiar durante el partido de fútbol que se efectuará esta noche, la Secretaría de Seguridad Pública del Municipio de Querétaro (SSPMQ) invita a los asistentes a participar con las autoridades mediante la implementación de medidas preventivas de seguridad.

 

José Héctor Benítez López, titular de la dependencia, informó que los elementos municipales comenzarán a realizar labores de prevención en los alrededores del estadio La Corregidora desde las 14:00 horas y estarán brindando apoyo en el rubro de vialidad para garantizar el correcto flujo vehicular.

 

Precisó que para evitar congestionamientos viales, los oficiales realizarán cierres momentáneos y cambios de circulación en arterias, entre ellos los siguientes:

 

  • Avenida Cimatario de Cerro Blanco a Luis Vega y Monroy, se realizará en cierre en el carril que va en el sentido de sur a norte.

 

  • Avenida de Luis Vega y Monroy de Fray Luis de León a Cimatario, se tendrá cambio de sentido en la circulación en dirección a Pasteur.

 

  • En el cruce de Cerro Blanco y Cimatario la circulación será en dirección Sur.

 

  • En la lateral de la carretera 57 con dirección al Distrito Federal, se estarán desviando a los automóviles para que se incorporen a carriles centrales.

 

Para evitar situaciones que pongan en riesgo la integridad de los ciudadanos, Benítez López manifestó que se contará con la participación de grupos tácticos K-9, Antimotín y de Reacción Inmediata Motorizada (GRIM).

 

Por último invitó a la ciudadanía a coadyuvar con las autoridades, ya que al partido asisten familias, por lo cual los exhortó a implementar medidas de seguridad tales como: salir con anticipación, ubicar salidas de emergencias y módulos de seguridad, establecer puntos de reunión en caso de extravío, celebrar de forma pacífica y mantener el respeto hacia los demás asistentes; dejar su vehículo bien cerrado y estacionado en lugares iluminados sin obstruir salidas de cocheras y en caso de observar algún acontecimiento extraño reportarlo con las autoridades.