QUERÉTARO, Qro., 28 de enero de 2014.- La discrepancia política que han mostrado los cuatro alcaldes de la zona metropolitana ha sido la principal causa por la cual no han creado Instituto Metropolitano de plantación en el estado, informo el legislador panista Jorge Lomelí Noriega.

Dijo que el retraso que ha tenido la creación del Instituto se ha dado debido a la lucha de poderes de los cuatro alcaldes por obtener el mayor presupuesto del fondo metropolitano.

Lo anterior luego de que fuera  cuestionado por el retraso que ha tenido en ponerse de acuerdo con los alcaldes es cuestión de cómo repartir el recurso, el legislador local expresó:

«Hay que ser honestos, ha habido esa discrepancia política.  Digamos de que me toca más a mí, en fin no han priorizado las obras, hasta hace un par de semanas. Pero me da gusto que lo hayan hecho, tenemos tiempo pero ha habido ese no entendimiento político para darle peso específico a las obras «.

Afirmó que se reunirá con los alcaldes de su partido para conocer los acuerdos que se llegaron respecto a la realización de obras con el fondo metropolitano.

Explicó que dentro de las acciones que se tomarán será la creación de las plantas de tratamiento para el municipio de El Marqués, para el saneamiento del Río Querétaro.

«Sin duda los cuatro municipio Corregidora, Querétaro, Huimilpan y El Marques están afectados, tienen una vida intrínseca en cuanto a  varios temas que vienen a ser el tema del agua, tanto potable como tratada especial.  En el agua tratada porque todos los escurrimientos llegan a Querétaro, nacen en El Marques y se requieren plantas de tratamiento.

Detalló que con los acuerdos que se llegaron en materia de seguridad esperan que se reduzcan los índices delictivos en la zona metropolitana.

«Y en el tema de seguridad es un tema complicado en el cual no se debe bajar la guardia (…) es un tema muy delicado.  No solo el secuestro, los cristalazos, los robos a casa habitación, problemas que se tiene de fraudes -sobre todo la zona metropolitana- deben de estar a la mano; y las inversiones que bajan del recurso federal para este efecto tiene que estar bien acordado y ellos deben ponerse de acuerdo, los alcaldes. La coordinación hoy magnifica cualquier obra potencia sus recursos y dejamos de estarnos peleando los políticos de quién lo hace y a quién le toca».