La ambientalista Pamela Siurob comentó que hay una gran apertura por parte de la Secretaría de Obras local porque está dispuesta a escuchar las voces de todos

QUERÉTARO, Qro., 1 de marzo de 2016.- La Secretaría de Desarrollo Urbano y Obras Públicas del estado respondió a las inquietudes de ambientalistas queretanos sobre la obra del paso elevado Bernardo Quintana-Conexión Río y atendió las consideraciones que le hicieron al proyecto.

De acuerdo con un comunicado, en mesa de trabajo, la titular de la dependencia, Romy Rojas, indicó que las obras van de acuerdo con la normatividad vigente en el estado.

Se informó que se realizan trabajos preliminares de obra con el manejo de la masa vegetal, que implica el trasplante de 64 árboles y remoción de 58, lo cual fue autorizado por la Secretaría de Servicios Públicos Municipales del municipio de Querétaro.

El secretario de Servicios Públicos Municipales de la capital, José Luis Sainz, reconoció que es preponderante la participación de la ciudadanía en el desarrollo de esta obra.

“Como autoridad encargada de la autorización de lo que tiene que ver con la remoción de los árboles se hizo el dictamen por parte del técnico arbolista y por parte del biólogo del contratista que realiza la obra y se determinó hacer esta remoción por árboles que están dañados y que no son susceptibles de trasplante.”

Agregó que con la reunión celebrada para explicar el tema hubo entendimiento con asociaciones y activistas.

América Vizcaíno, ambientalista, dijo que no sabían cuántos árboles incluía la obra, cuántos iban a ser talados, que no conocían la justificación técnica y tampoco cuántos iban a ser reubicados, dónde y ni quién iba a darles mantenimiento, pero después de la reunión les quedó claro.

“Me parece que es un proyecto que está en cumplimiento de la normatividad y que el manejo de la vegetación se está dando correctamente.”

La ambientalista Pamela Siurob comentó que hay una gran apertura por parte de la Secretaría de Obras local porque está dispuesta a escuchar las voces de todos; vecinos, ambientalistas, consultores, de los especialistas, biólogos, y que esta es una nueva perspectiva de cómo involucrar a las personas en la protección del medio ambiente y en cómo generar políticas públicas.