QUERÉTARO, 23 de febrero de 2015.- El sistema de transporte Red Q tiene un avance de entre el 75 y el 80 por ciento, pero aún existen temas sin solventar, como el horario y la cantidad de unidades, señaló el diputado local Ricardo Carreño Frausto.

El presidente de la Comisión de Movilidad Sustentable de la Legislatura Local aseguró que una tercera parte de las unidades de transporte son nuevas, lo que contribuye a la modernización del transporte público y se avanza en el cobro a través de las tarjetas de prepago.

De los 600 mil viajes diarios en el transporte público, 150 mil se pagan con tarjeta preferente y de estos, 22 mil hacen transbordo diario sin costo alguno.

Hasta ahora, se emitieron 220 mil tarjetas preferentes, lo que beneficia a los usuarios que requieren el apoyo y para el diputado, eso demuestra el avance de la modernización.

«Lo difícil ya sucedió, el tema de que los mismos choferes y hombre-camión pasaran a ser accionistas, ese paso fue tremendo, muchas veces el usuario no lo ve, pero esta administración lo logró, el que sea una sola empresa y que haya comunicación con gobierno, nos permite un diálogo excelente para que los usuarios tengan el servicio que se merecen», afirmó.

Sin embargo, reconoció retos, como zonas y horarios en los que se satura el servicio, por lo que se requiere una revisión del servicio en ciertas horas y mejorarlo.

«La queja es que a las 10 PM ya no pasa, esos serían los puntos a seguir trabajando, pero el proyecto va bien, ha arrancado bien, hay unidades que cuidan el medio ambiente a través de gas natural, se están renovando, una tercera parte de los camiones en Querétaro son totalmente nuevos», reiteró.