QUERÉTARO. Qro., 27 de enero de 2015. – Alejandro Cabrera Sigler presidente de la CMIC, aseguró que el constructor encargado de la obra en Paseo de la República no fue el culpable del colapso del muro «Cañonazo de Triunfo de la República».

Atribuyo el colapso a los diversos favores como las ramas del árbol y a la humedad que había en el lugar; asimismo, reconoció que el constructor pertenece a la Cámara Nacional de la Industria de la Construcción CMIC por lo que ellos se hará cargo de restaurarlo sin que hayan sido culpables del derrumbe.

«Hay que entender que es una falla que tuvo muchas circunstancias una de ella las raíces del árbol que están ahí y se tiene que hacer una remoción y es la segunda vez que se colapsa y creemos que fue el árbol que esta ahí (…) la principal afectación es el árbol que las raíces se habían podado y ya crecieron y se volvió a caer».

Agrego que la constructora se hará cargo de la reconstrucción pese a que no haya sido culpable de la caída.

«Ellos son socios de la cámara y se están haciendo cargo sin tener la responsabilidad de hacerlo. Es para ayudar a que esto se resuelva de la mejor manera y que quede lo mejor posible».