QUERÉTARO, Qro., 7 de abril de 2016.-Investigadores alemanes hallan en Australia nuevos patrones de estos círculos y teorizan sobre una posible explicación para estos extraños sucesos naturales informa DW.com.

Desde tiempos inmemoriales los fenómenos inexplicables han llevado al hombre a la extrema fantasía. Entre ellas, los corros de brujas o anillos de hadas se hicieron muy populares en la cultura de la Europa victoriana (siglo XIX), simulando lugares donde criaturas mágicas habían bailado en círculos.

Estas formaciones circulares son fruto de una organización especial entre vegetales. El objetivo principal, apuntan los investigadores, es canalizar el agua de la cual carecen en estos ecosistemas.

“Las plantas se organizan alrededor de los círculos para competir por el agua. Aquí en el desierto occidental de Australia, los hoyos son impermeables por las condiciones climáticas y empujan el agua hacia los bordes donde los vegetales crecen” contó Getzin en conversación con DW.

Lee más aquí